Cómo pintar paredes

Existen muy diversas técnicas para pintar tus paredes, desde el gotelé hasta un buen difuminado. La textura, a su vez, vendrá marcada por el tipo de utensilio que utilices, así como la manera en la que los apliques. Esponjas, espátulas… ¡hasta peines! En cuestión de originalidad, todo cuenta.

Si quieres conseguir el acabado perfecto y poder presumir de una habitación completamente nueva, solamente necesitarás el kit de pintura adecuado, además de actitud para poder llevar a cabo esta tarea. ¿Te apuntas? Puede que hasta sea divertido. Échale imaginación y el resultado será mejor de lo que esperas. ¡Eso sí! Lee antes nuestros consejos, ya que te ayudarán a hacerlo de forma más eficaz.

  1. Cómo pintar una pared
  2. Cómo pintar paredes con rodillo
  3. Cómo pintar con rodillo el techo
  4. Cómo pintar una pared con esponja
  5. Cómo pintar la casa por dentro
  6. Consejos para pintar paredes
  7. Dibujos para pintar en la pared fáciles
  8. Cómo pintar una pared ya pintada
Cómo pintar paredes | © Dreamstime.com

1

Cómo pintar una pared

¿Lo primero de todo? Consigue un buen rodillo, además de una brocha de calidad, con la que te resultará mucho más fácil retocar las últimas pinceladas.

No te olvides de cubrir el suelo con plástico o papeles viejos, así como los bordes y esquinas con una cinta adhesiva específica para esta tarea. Una cubeta con rejilla también te facilitará bastante el trabajo.

¿Ya has elegido tu pintura? Entonces ya puedes empezar; ¡Aplica nuestra técnica!

Técnica

  1. Coloca el bote en el suelo sobre el plástico, destápalo y remuévelo bien con una espátula.
  2. Una vez que la pintura esté bien mezclada, introduce tu brocha. Llénala bien pero, ¡muy importante! No tiene que gotear.
  3. Ahora sí; pinta tu pared. Hazlo empezando por el techo de arriba hacia abajo.
  4. Ultima detalles con tu brocha y usa la cubeta también.

Nuestro Tip: Deja secar y vuelve a dar otra capa. Repite el mismo proceso con las ventanas abiertas; tu habitación estará lista para decorar pasadas unas horas.

2

Cómo pintar paredes con rodillo

Con un rodillo será muy sencillo personalizar cualquier tipo de superficie, ya que la pintura se adherirá más fácilmente a este utensilio de bricolaje.

Para pintar paredes de forma cómoda, te aconsejamos que el mango sea lo más largo posible. Si es un poco corto tampoco sería un problema pero seguramente te cueste más trabajo al final.

De la otra manera llegarás a zonas difíciles de alcanzar sin usar una escalera y, por consiguiente, el resultado será mejor. ¿Necesitas una dosis de energía? ¡Ponte música! La calidad de los auriculares inalámbricos de Jabra te encantará.

Si quieres aprender a pintar paredes con rodillo sin dejar marcas, anota nuestros trucos. ¡No dejes de leer!

  • ¿Lo más importante? La calidad; elige un rodillo antigoteo y que no suelte pelos. ¡Aléjate de los de lana!
  • No lo cubras entero. Hazlo hasta la mitad y usa tu cubeta para escurrirlo bien.
  • Utiliza movimientos cortos; sin duda serán tus aliados.
  • Deja secar tu habitación cuando hayas terminado tu pared, ¡y nunca antes!
  • Una última capa también será lo ideal.
3

Cómo pintar con rodillo el techo

Para ello necesitarás pintura especial para techos, además de tener en cuenta unos pasos previos indispensables de preparación. ¿Quieres saber cuáles? ¡Sigue leyendo!

  1. Consigue una buena escalera que sea firme y que sujete bien; la vas a necesitar.
  2. ¡Muy importante! Tapa bien las esquinas con cinta.
  3. Hazlo a su vez con los bordes de las paredes. No querrás pasarte con la pintura, ¿verdad?
  4. El suelo deberás cubrirlo también con algún papel especial o incluso alguna sábana vieja que tengas por casa.

Ahora que ya tienes todo listo, ¡empieza a pintar! Hazlo prestando bastante atención a las esquinas y no te olvides de aplicar trazos suaves y no demasiado extensos.

🏠 Nuestro Tip: Abre bien las ventanas para que la habitación se seque antes y puedas darle de nuevo otra capa. De esta manera te asegurarás de que no queda ninguna mancha.

Como ves, pintar con rodillo el techo es muy sencillo. ¿A qué esperas para ponerlo en práctica?

4

Cómo pintar una pared con esponja

Una alternativa bastante original es decorar tu pared con una esponja. De esta manera y utilizando la técnica adecuada, te aseguramos que conseguirás un efecto increíble, ¡y en muy poco tiempo!

Pintar una pared con esponja no es tan complicado como puede parecer. ¿Te gustaría saber cómo lo hacemos nosotros? ¡Toma nota!

  1. Lo primero de todo: elige la pintura adecuada, así como unos buenos utensilios.
  2. ¿Quieres un mejor resultado? Utiliza una esponja de mar.
  3. Antes de empezar a aplicar pequeños toques en la pared con tu pintura, sumérgela en agua. Después ve presionando para formar el diseño que tienes en mente.
  4. El último paso es dejar secar tu obra de arte.

De esta manera conseguirás una textura parecida a la del granito pintando tus paredes con esponja. ¿A que te han entrado ganas de probarlo?

5

Cómo pintar la casa por dentro

¿Por qué no le das a tus paredes un toque más creativo? ¡Te damos algunas ideas!

  • Pinta tu casa por dentro en la misma tonalidad y juega con los colores en los muebles y en los elementos textiles.
  • Céntrate en una pared solamente y dibuja en ella alguna figura geométrica.
  • Otra alternativa es utilizar plantillas para colorear. Mucho más fácil, ¿no? Incluso pensarán que lo has hecho tú misma/o.
  • ¡Apuesta por las rayas! Alárgalas hasta el techo y consigue un efecto de profundidad mucho más marcado. Tu habitación parecerá más grande.
  • No te olvides del suelo ya que es una parte imprescindible para pintar tu casa por dentro. ¿Por qué no usas moquetas de diferentes colores?
  • Combina apliques de madera en las paredes con tonos neutros como blancos, beigges o grises. Sin duda es otra opción que te encantará.

En cualquier caso, te aconsejamos que pienses muy bien qué diseño quieres plasmar antes de sacar tu kit de pinceles.

¿Necesitas muebles para decorar tu hogar? En el Outlet de Banak Importa encontrarás artículos rebajados de muy buena calidad, que sin duda te ayudarán a ahorrar.

6

Consejos para pintar paredes

Este proceso no deberás realizarlo de cualquier manera, ya que de lo contrario puede que no obtengas el resultado que realmente deseas.

A continuación te compartimos algunos trucos para pintar paredes y no desesperarte en el intento. Simplemente quédate con nosotros y, ¡no dejes de leer!

  • Retira todos los cuadros, corchos, percheros y estanterías que tengas colgados en tus paredes. ¡Déjalas totalmente libres!
  • Cubre bien las zonas delicadas, sin olvidarte de las esquinas.
  • También piensa muy bien qué forma quieres darle a tu habitación, siempre acorde con tu estilo y personalidad.
  • Consigue herramientas de alta calidad, ya que solo así te asegurarás de que lo harás más eficazmente.
  • ¿La pintura? Más de lo mismo.

Además, mentalízate; piensa que es un proceso que te llevará algo de tiempo, por lo que ten paciencia y pinta tus paredes con cuidado. ¡Piensa en el objetivo final!

7

Dibujos para pintar en la pared fáciles

Quizás lo que estés buscando sea darle a tu habitación unos remates para crear un espacio único, donde se vea reflejada tu forma de ser.

A nosotros nos encantan los dibujos para pintar en la pared. ¿Quieres conocer algunas de nuestras ideas? Entonces, ¡sigue leyendo!

Tips

  • Diseña las hojas de unas palmeras de forma muy sencilla utilizando una plantilla o sin ella.
  • Los diseños geométricos son la última tendencia para pintar paredes; prueba a mezclar diferentes formas.
  • Pinta rayas en distintas direcciones o simplemente apuesta por las verticales.
  • Juega también con los círculos de varios tamaños.
  • Las ramas de unos árboles no solo te recordarán a la naturaleza, si no que también te harán sentirte relajada/o en tu hogar.

Si lo prefieres, puedes pintar en la pared dibujos algo más elaborados copiando una imagen. Entonces te recomendamos que utilices un pincel muy fino para resaltar los detalles de tu creación.

8

Cómo pintar una pared ya pintada

¿Acabas de darle una primera capa? ¡Genial! Entonces simplemente deja que se seque para volver a aplicar una nueva y conseguir de verdad un efecto más homogéneo.

Una vez que te hayas asegurado que el tono se ha fijado totalmente, deja secar de nuevo. En apenas unas horas podrás personalizar tu pared ya pintada a tu gusto.

Si lo que quieres es redecorar tu cuarto pintándolo de nuevo, no te olvides de los siguientes detalles que harán que tu espacio sea lo más exclusivo posible:

  • ¿El color de la pared es bastante oscuro? Entonces no elijas un tono claro, ya que la pintura tardará más en adherirse al tabique.
  • Otra alternativa es aplicar alguna capa de más hasta que penetre del todo.
  • Date cuenta del estado en el que se encuentra tu pared ya pintada. ¿Hay grietas o humedades? ¡Arréglalas antes!
  • Además, piensa en el diseño y en el resultado final que quieres obtener, así como en el color de los muebles y otros aspectos de decoración que vendrán después.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *