Cómo limpiar ventanas

Muchos de nuestros esfuerzos en el hogar van dirigidos a dejar impolutos los cristales, marcos e incluso persianas de nuestras ventanas. Aunque dediquemos mucho tiempo, siempre tenemos la sensación de que el brillo y la transparencia no es el ideal. Una mancha, una mácula o un simple borrón da la sensación de que el trabajo ha sido en vano, pero no desesperes. ¿Quieres tener tus ventanas como una patena? Pues presta atención, porque este artículo va dirigido a ti. Te vamos a brindar consejos, trucos e información útil para que comprendas cómo limpiar distintos tipos de ventanas sin morir en el intento. ¡Atento y apunta todo!

  1. Cómo limpiar ventanas
  2. Consejos para limpiar ventanas
  3. Trucos para limpiar ventanas
  4. Cómo limpiar ventanas de aluminio
  5. Cómo limpiar ventanas de aluminio blanco
  6. Cómo limpiar ventanas correderas
  7. Cómo limpiar ventanas de PVC
Cómo limpiar ventanas | © Dreamstime.com

1

Cómo limpiar ventanas

Para limpiar bien las ventanas, debes saber que es necesario una serie de materiales bastante económicos. Aunque no lo parezca, ten en cuenta que no resulta imprescindible disponer de un limpiacristales al uso. A continuación, te enumeramos los productos que necesitas para realizar una limpieza efectiva:

  • Un recipiente
  • Vinagre de limpieza
  • Jabón neutro o jabón de lavavajillas
  • Un estropajo suave
  • Dos bayetas

En este sentido, te recomendamos que eches un vistazo al cepillo para estropajo de AliExpress, ya que dispone de una gran calidad, es muy funcional y tienes precios asequibles para cualquier bolsillo.

Una vez hayas reunido los materiales mencionados con anterioridad, deberás seguir una serie de pasos rápidos y sencillos de aplicar, así que no te pierdas ninguno:

  1. En un recipiente mezcla agua tibia o templada y echa un chorro generoso de vinagre y jabón
  2. Una vez tengas la mezcla, aplícala sobre la superficie que pretendas limpiar
  3. Coge el estropajo, mójalo con la mezcla, escurre y aplícalo en primer lugar por los marcos y el picaporte, en caso de que disponga de uno
  4. Posteriormente, limpia siempre de arriba a abajo el cristal. Esto es fundamental para eliminar de forma óptima toda la suciedad
  5. Después, seca con una bayeta para recoger el agua que sobre
  6. Cuando termines, usa la otra bayeta para quitar las manchas y que se pueda absorber bien los restos que resulten
  7. Repite todo el proceso por la parte exterior

Bastante sencillo, ¿no? Solo te queda utilizas estos tips y comprobar por ti mismo lo sencillo que resulta limpiar ventanas si sigues un método adecuado.

2

Consejos para limpiar ventanas

En caso de que vayas a realizar la limpieza de tu ventana, lo que te aconsejamos es que, si se trata de cristales interiores, efectúes esta actividad en días nublados, ya que los rayos del sol pueden impedir que veas manera adecuada las posibles manchas.

Este consejo, pese a que haya días lluviosos, te va a permitir evitar los reflejos y que el resultado sea mucho más exitoso. Otra opción es aprovechar la primera hora de la mañana o la última de la tarde, cuando aún haya cierto grado de luz.

Asimismo, te enumeramos una lista de tips que no pueden faltar en toda limpieza de ventanas que se precie:

  1.  La limpieza de las ventanas ha de ser lo más regular posible, realizándola de manera minuciosa y precisa y manteniendo una cierta frecuencia para evitar que se acumule la suciedad
  2. Ten en cuenta que las limpiezas que se realicen de manera más seguida darán lugar a mayor efectividad y facilidad que si estás un largo tiempo sin limpiar
  3. Los cristales puedes limpiarlos de lado a lado en la parte interior, mientras que en la parte exterior lo ideal es realizar movimientos circulares
  4. En caso de que quieras limpiar persianas que se encuentren expuestas al exterior, te recomendamos que utilices un spray antiséptico para rociar la sustancia, a la par que debes usar un paño que no deje residuos para limpiar las persianas
Cómo limpiar ventanas | © Dreamstime.com

3

Trucos para limpiar ventanas

Existen una seria de trucos adicionales, con productos caseros, que nos van a permitir acelerar y perfeccionar el proceso de limpiar ventanas. A continuación, te enumeramos los más efectivos:

  1. Realiza un limpiacristales propio. Para ello será necesario un un bote de tipo spray vacío, en el que deberás verter vinagre y agua. Una vez hayas limpiado y secado los cristales, aplica tu mezcla. El objetivo es que este método te ayude a repeler de manera óptima el polvo
  2. Si existe mucha suciedad, lo ideal es añadir al agua un poco de amoníaco
  3. El papel de periódico es una gran alternativa para lograr un brillo más logrado en los cristales. Para ello, únicamente tendrás que realizar una bola y quitar los restos de agua que resulten
  4. El quitamanchas en una botella con atomizador que disponga de agua también es una opción muy eficaz. Solo tendrás que frotar, pasar la esponja y secar con un paño seco

En caso de que tengas que ascender a sitios altas para limpiar tus ventanas, nuestro consejo es que te fijes en la escalera de aluminio de Aosom, ya que es muy segura, de excelsa calidad y con un precio bastante competitivo para que puedas limpiar hasta el último rincón.

4

Cómo limpiar ventanas de aluminio

En caso de que dispongas de ventanas de aluminio, debes tener en cuenta que los productos abrasivos no son un buen aliado, ya que podrían dar lugar a rayajos y marcas muy difíciles de eliminar posteriormente.

Para efectuar la limpieza de este tipo de ventanas, te brindamos dos grandes alternativas:

  • Productos específicos de limpieza
  • Detergente que se encuentre mezclado con agua. La proporción ideal es que por cada litro de agua eches una cucharada de detergente

Posteriormente, tendrás que realizar la limpieza de las ventanas de aluminio siguiendo una serie de pasos muy sencillos:

  1. Quita de manera precisa todo el polvo que observes
  2.  Utiliza un paño suave, asegurándote de que no deja pelusas, mojado en el agua con el detergente o con un limpiador de aluminio
  3. Pásalo por toda la ventana
  4.  Pasa un paño húmedo distinto del utilizado, únicamente con agua para aclarar
  5. Seca mediante un papel de carácter absorbente

Por último, un truco muy efectivo para que no queden manchas y el limpiado de nuestras ventanas de aluminio resulte más sencillo es pintarlas con esmalte sintético. En este sentido, en Amazon podrás encontrar una gran variedad de esmaltes sintéticos para que elijas el que más se ajuste a tus necesidades y a tu bolsillo.

5

Cómo limpiar ventanas de aluminio blanco

En caso de que tengas ventanas de aluminio blanco, lo aconsejable es utilizar detergente de carácter suave junto a bicarbonato sódico que se encuentre diluido en agua.

Para realizar este proceso, debes tener en cuenta que no difiere mucho del mencionado con anterioridad, así que atento y apunta todo:

  1. Utiliza un paño suave junto a la mezcla y pásalo por la ventana
  2. Utiliza otro paño húmedo y procede al secado
  3. Por último, solo tendrás que secar con papel absorbente

Si las manchas no se van del todo, una opción interesante es utilizar amoníaco diluido en agua. Si no te funciona, aplica pasta dental blanqueadora con bicarbonato sódico sobre las manchas, deja que actúe durante un período corto de tiempo y, una vez lo consideres oportuno, limpia la mezcla con un paño húmedo.

6

Cómo limpiar ventanas correderas

En caso de que dispongas de ventanas correderas, lo ideal es que utilices una especie de regleta con un palo extensible para poder llegar de manera óptima a todos los rincones del cristal.

Si no resulta efectivo este método, tendrás que quitar las ventanas de sus raíles para proceder a realizar una limpieza mucho más profunda.

En cuanto tengas la parte de abajo fuera, te tocará girar de manera cuidadosa para sacar la parte de arriba. Si tu ventana corredera dispone de un clip de seguridad, tendrás que quitarlo antes de sacar los raíles.

Cuando ya tengas a tu disposición la ventana corredera, deberás limpiarla siguiendo las indicaciones mencionadas en apartados anteriores, ya que se pueden aplicar los mismos pasos sin ninguna dificultad.

Durante este proceso, lo ideal es escuchar música para que la tarea resulte mucho más amena. Por ello, te recomendamos que eches un vistazo a los altavoces de Jabra, ya que es ideal para situaciones en las que limpias y no tienes opción de tener otras distracciones.

7

Cómo limpiar ventanas de PVC

Las ventanas de PVC está compuesta de policloruro de vinilo, un material que dispone de excelentes propiedades y que se usa mucho en la construcción. En caso de que dispongas en tu hogar de este tipo de ventanas, te adelantamos que su limpieza resulta bastante sencilla.

En primer lugar, debes saber que es un material bastante resistente a la abrasión y que el color que posee no muta con el paso del tiempo. No obstante, es necesario ser minucioso y cuidadoso para mantener las ventanas en un estado óptimo.

Lo que te recomendamos es que utilices paños o bayetas húmedas. Evita limpiar mediante estropajos o paños secos que podrían dar lugar a rayajos en el marco de la ventana.

Para limpiar las ventanas de PVC solo tendrás que seguir los siguientes pasos:

  1. Aplica detergente sobre una bayeta y pásalo por la superficie y los perfiles de la ventana
  2. Utiliza un paño húmedo y pásalo para aclarar el detergente
  3. Posteriormente, déjalo secar al aire

Suena bastante sencillo, ¿no? En pequeños pasos, tendrás tu ventana PVC como si fuera nueva.

Tip adicional: Una vez al año, lo ideal es espolvorear, mediante polvos de talco, sobre las gomas que sujetan el cristal de las ventanas, con la finalidad de que no se sequen y se pueda mantener su flexibilidad. ✔️

En caso de que te surja cualquier duda o pregunta, te animamos a que dejes un comentario, ya que estaremos encantados de resolver cualquier cuestión que te asalte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *