Cómo cultivar fresas

La fresa es una de las frutas por excelencia para disfrutar de un manjar dulce y exquisito. A todos nos gustaría disponer de frutos dulces en frente de nuestra propia casa. Es decir, con un simple estiramiento de mano, sin ningún tipo de obstáculo, podríamos gozar de un alimento nutritivo, saludable y conociendo perfectamente de dónde ha surgido. ¿Quieres disfrutar de fresas con un gasto mínimo? Entonces, te animamos a que sigas leyendo el presente artículo, ya que te vamos a explicar paso a paso los detalles, consejos e información útil que necesitas conocer para comprender a la perfección como cultivar fresas en diversos escenarios, no solo en tu propio hogar.

  1. Cómo cultivar fresas
  2. Cómo plantar fresas en casa
  3. Cómo cultivar fresas en macetas
  4. Cómo cultivar fresas en un huerto
  5. Cómo cultivar fresas en invierno
  6. Cómo cultivar fresas en un tubo PVC
  7. Consejos para el cuidado de cultivos de fresas en casa
  8. Cómo cultivar fresas en botellas de plástico
  9. Cómo cultivar fresas en hidroponía
  10. Cuáles son las propiedades de las fresas
Cómo cultivar fresas | © Pixabay.com

1

Cómo cultivar fresas

En primer lugar, te vamos a dar una serie de indicaciones básicas aplicables al cultivo de fresas, relacionadas con el tipo de suelo, drenaje, luz o época del año ideal para cultivar, así que atento y apunta todo.

Respecto al suelo, debes saber que las fresas necesitan de una serie de componentes orgánicos para dar frutos, como por ejemplo abono orgánico o desechos de cáscaras y conchas de tus comidas. Con esta práctica, el suelo se irá nutriendo de forma paulatina y podremos obtener los minerales necesarios para su cultivo.

Respecto al drenaje, debes saber que las fresas soportan de manera óptima aquellos suelos que tengan un alto contenido de humedad. No obstante, nuestro consejo es que trates de que el terreno que utilices no acumule agua en exceso, ya que podrás prevenir problemas como las plagas.

Respecto a la luz, debes saber que si tus plantas reciben rayos solares directamente, las fresas crecerán de manera más rápida y con una mayor cantidad de frutos. Nuestra recomendación es que prepares tus plantas para que reciban al menos 5 horas de luz de manera diaria.

Respecto a la época, lo ideal es plantarla a principios de primavera o a finales de invierno, aunque debes saber que las fresas aguantan bien las condiciones climáticas adversas.

Por último, si quieres comprobar si tus fresas son iguales o mejores que las existentes en el mercado, te aconsejamos que eches un vistazo a las frutas de ComerFruta, ya que disponen de una gran variedad y precios económicos para que realices tus comparativas de forma eficaz y sencilla.

2

Cómo plantar fresas en casa

En caso de que quieras plantar fresas en casa, debes tener en cuenta que necesitarás un semillero para poder realizarlo de forma natural y sencilla. En primer lugar, debes introducir entre 2 y 3 semillas de fresas en el semillero.

Posteriormente, debes regar el semillero con agua abundante, no te cortes y riega sin miedo. En el momento en el que observes que las semillas disponen de 2-3 hojas, deberás trasplantarlo a una maceta para que cojan la fuerza necesaria.

Cuando notes que tengan 8 centímetros de altura, deberás plantar las fresas de nuevo en su lugar definitivo. Por último, deberás enterrar una parte del tallo, con el objetivo de crear nuevas raíces y que la planta pueda absorber más nutrientes del terreno. ¿Fácil, no? En poco tiempo, con un gasto mínimo, podrás obtener fresas naturales y deliciosas.

Cómo cultivar fresas | © Pixabay.com

3

Cómo cultivar fresas en macetas

Una vez hayas seguido las indicaciones del apartado anterior, respecto al cultivo de fresas en casa mediante macetas, te vamos a brindar una serie de consejos relacionados con el cuidado, el tiempo de riego y la recogida de los frutos.

Respecto al riego, debes saber que en invierno la recomendación es regar cada 3-4 días. En cambio, en verano, deberás regar la planta todos los días, sin abusar de la cantidad de agua para evitar el exceso de humedad, ya que podría generar inconvenientes en el crecimiento de la planta, tal y como se ha comentado con anterioridad.

Respecto al cuidado, debes saber que las fresas no necesitan grandes esfuerzos para su crecimiento. El consejo básico es que las fresas no toquen el suelo, con el objetivo de evitar que se pudran y perder todo el trabajo realizado.

Respecto a la recogida de los frutos, debes saber que hasta que se producen los mismos requiere un período de 10 meses aproximadamente, en función del tipo de variedad que plantes. Nuestro consejo es que no recojas los frutos durante el primer año de plantación, con la finalidad de que la planta adquiera fuerza y puedas obtener muchos más frutos en los años venideros.

Una vez que hayas obtenido las fresas, podrás disfrutar de un fruto dulce y delicioso. Nuestra recomendación es que eches un vistazo a los vinos de Comprar Bebidas, ya que disponen de una gran variedad y precios bastante económicos para lograr el mejor acompañamiento posible a tus fresas.

4

Cómo cultivar fresas en un huerto

A continuación, te vamos a brindar las claves para conseguir un óptimo cultivo de fresas en un huerto. Respecto a las temperaturas, debes saber que la fresa tiene una gran facilidad de adaptación a cualquier clima. No obstante, lo ideal es que la temperatura ronde entre los 15-20 grados, con el objetivo de engrosar sus frutos y potenciar sus propiedades.

Respecto a intensidad de la luz, debes saber que lo adecuado es que las fresas disfruten de 12 horas de luz diarias para lograr una buena producción. El clima mediterráneo es el ideal para que las fresas dispongan de una óptima humedad.

En cuanto a la fertilización de la fresa, debes saber que se puede utilizar materia orgánica que proceda de origen natural o bien abonos que tengan origen químico. Si utilizas materia orgánica, debes tener en cuenta que se necesita suelos bastante fértiles.

Si realizas una fertilización mediante elementos minerales, te recomendamos que emplees los siguientes fertilizantes mediante las cantidades proporcionadas:

  • Nitrógeno [N]: 20 g/m2
  • Fósforo en [P2O5]: 10 g/m2
  • Potasio [K2O]: 30 g/m2

Respecto al espacio que ocupa en el huerto, debes saber que al ser una planta de porte pequeño no necesitan de grandes cantidades de espacio. Por último, debes tener en cuenta que el cultivo de fresas necesita un alto volumen de humedad, prácticamente diario, pero evitando encharcamiento en el suelo, ya que podría generar efectos perjudiciales en el cultivo.

Cómo cultivar fresas | © Pixabay.com

5

Cómo cultivar fresas en invierno

Durante el invierno, concretamente en aquellas zonas en las que haya climas más fríos, es necesario proteger de manera óptima las fresas, con el objetivo de no retrasar en exceso la cosecha del año siguiente.

Por ello, nuestra recomendación es que protejas tu cultivo antes de que llegue el invierno. En caso de que dispongas de un cultivo de macetas, simplemente bastará con un traslado de las mismas a un lugar en el que exista mayor protección.

En el supuesto de que el cultivo se encuentre en el suelo, te brindamos dos grandes alternativas. Por un lado, podemos cubrir las fresas con paja, o bien podemos taparlas con una manta térmica, que podrás encontrar a un precio bastante económico en eBay.

La ventaja de las mantas térmicas es que se pueden colocar y retirar de forma rápida para cubrir una superficie buena con un coste bastante reducido. Su finalidad es permitir que las plantas respiren y pueda darse un buen paso de la humedad, protegiendo así a nuestras fresas de las heladas que se producen durante el invierno.

Nuestro consejo es que las utilices con cuidado y diligencia, ya que al tratarse de mantas muy ligeras, debemos anclarlas bien para tratar de evitar que el viento pueda desplazarlas, lo cual impediría una correcta protección de las fresas.

6

Cómo plantar fresas en un tubo de PVC

Aunque te parezca una opción poco estética, debes saber que resulta muy sencillo y económico plantar fresas en vertical en un tubo de PVC. A continuación, te enumeramos la lista de herramientas y productos que necesitas tener para realizar este proceso:

Herramientas – Productos

  • Tubo de PVC (1 metro – 1 metro y medio)
  • Tubo de PVC (15mm de diámetro y 10 cm mayor que el tubo grande)
  • Tela geotextil
  • Sierra
  • Taladrador
  • Broca de corona
  • Broca de 2-3 mm
  • Cinta adhesiva
  • Cordel
  • Bridas
  • Corcho
  • Sustrato
  • Grava
  • Plantas
  • Maceta o jardinera grande

En primer lugar, para obtener un sistema de riego, deberás perforar con la broca fina diversos orificios en la tubería delgada. Los orificios solo se realizan en la parte superior del tubo, hasta aproximadamente los 2/3 de la longitud del tubo. Nuestro consejo es que hagas un orificio también en la base, con la finalidad de que pueda existir una entrada de aire, a la par que facilitas la salida del agua.

En segundo lugar, deberás envolver el tubo con tela geotextil para fijarla con el cordel. Para evitar la salida del agua por el extremo interior del tubo, deberás colocar un tapón de corcho. Asimismo, con cinta adhesiva tendrás que envolver el tapón y el extremo del tubo para sellarlo.

En tercer lugar, mediante la broca de corona, deberás hacer orificios en el tubo grande, de un diámetro de alrededor de 5-7cm. Puedes espaciarlo mediante una separación de carácter vertical de 20cm aproximadamente, pudiendo establecer varias filas.

En cuarto lugar, en la maceta o jardinera grande que utilices, deberás colocar una capa de grava en el fondo. Deberás rellenar mediante sustrato el recipiente, debiendo hincar el tubo de riego y el tubo grande que se ha perforado con anterioridad. Para proceder finalmente al cultivo de nuestras fresas, solo falta rellenar el hueco existente entre los tubos mediante más sustrato.

Por último, cuando hayamos realizado todo este proceso, es necesario fijarlo con algo firme y sólido como cuerdas o bridas. Nuestro consejo es que, para alejar las plagas, siembres otro tipo de plantas en el espacio que quede libre en la maceta.

Cómo cultivar fresas | © Pixabay.com

7

Consejos para el cuidado de cultivos de fresas en casa

A continuación, te vamos a brindar una serie de consejos prácticos para que comprendas a la perfección cuáles son los cuidados que tienes que realizar para mantener un óptimo cultivo de fresas en tu casa.

Si cultivas con plántulas o esquejes debes saber que tendrás más posibilidades de éxito en el cultivo que con semillas al uso. Respecto al suelo, lo ideal es que resulte arcilloso y esté mezclado con tierra, con la finalidad de retener mejor el agua. Como se ha comentado con anterioridad, debes drenar el exceso de agua para evitar que las raíces de la fresa se pudran.

Respecto a la posición de las fresas, debes saber que es necesario tomar la planta concretamente por encima de la superficie que presenta el suelo. Nuestra recomendación es que extiendas las raíces en un montículo junto a la mezcla que deberás realizar de manera manual. Posteriormente, tendrás que cubrir las raíces y agregarle agua.

En caso de que la luz solar solo llegue en una única dirección, deberás girar la planta, cada 3 o 4 días aproximadamente, para que las fresas puedan crecer de manera uniforme por todas las partes.

Para evitar el riesgo de las plagas, te recomendamos que protejas las fresas con una malla para evitar que las aves o insectos se las coman. Asimismo, debes saber que el riego debe ser diario y que las fresas deben alimentarse, al menos una vez al mes, mediante fertilizando líquido que posea un alto contenido en fósforo.

8

Cómo cultivar fresas en botellas de plástico

En caso de que dispongas de poco espacio o carezcas de los recursos económicos suficientes como para cultivar fresas en tu casa, no te preocupes. Apunta todo bien, ya que te vamos a explicar de manera breve y sencilla cómo cultivar fresas en botellas de plástico. Sí, has leído bien, botellas de plástico.

En primer lugar, necesitarás botellas de agua de 5 litros, por ejemplo. En cada botella, podrás poner entre 8 y10 plantas de fresas. Posteriormente, deberás realizar agujeros en la parte lateral de las botellas y llenar la botella con tierra o sustrato para la huerta, lo que más se ajuste a tus necesidades.

Una vez hayas realizado estos pasos, deberás ubicar los plantines resultantes por los agujeros, colocando las raíces en la tierra. Después, lo ideal es añadir más sustrato por encima del plantín y apretar con fuerza.

¿No parece complicado, no? Por último, debes tener en cuenta lo mencionado con anterioridad respecto al riego. Es decir, el sustrato o la tierra debe encontrarse en un estado húmedo, pero evitando el exceso de agua.

9

Cómo cultivar fresas en hidroponía

Pese a que el cultivo de fresas está pensado fundamentalmente para espacios abiertos, con el paso del tiempo ha proliferado la producción de fresas en hidroponía, es decir, en espacios controlados, por lo general con soportes de arena o de grava. A continuación, te ofrecemos una serie de claves para llevar a efecto este tipo de cultivo.

Respecto a la solución nutritiva, debes tener en cuenta que las fresas han de regarse con mayor frecuencia pero con menor intensidad, con el objetivo de evitar la acumulación de agua en la zona de la raíz.

Respecto a las temperaturas, debes saber que lo ideal es en torno a los 24 grados durante el día y los 15 grados durante la noche. En cuanto a la iluminación, lo recomendable es utilizar luz complementaria para aumentar la intensidad de la luz y el rendimiento, especialmente a finales de otoño, invierno y comienzos de primavera.

En cuanto a la cosecha se refiere, debes tener en cuenta que las fresas se deben cosechar durante todos los días. Asimismo, en períodos del año en los que existen temperaturas más cálidas e ingente luz, deberás cosechar dos veces al día. Nuestro último consejo es que tengas en cuenta que las fresas deben encontrarse en un estado de madurez de al menos el 50%.

10

Cuáles son las propiedades de las fresas

Una vez explicado las variedades, consejos y claves para realizar todo tipo de cultivos de fresas, llega el momento de incidir en las propiedades, beneficios y ventajas que aportan a nuestra salud.

Propiedades de las fresas

  • Ricas en fibra
  • Bajas en azúcar
  • Bajas en grasas
  • Disponen de vitamina C, B2, B3 y ácido fólico
  • Ricas en antioxidantes y minerales como magnesio o potasio
  • Aproximadamente el 90% es agua
  • Previenen enfermedades cardiovasculares
  • Mejoran la capacidad antiviral
  • Retrasan el envejecimiento cerebral
  • Ayudan en la prevención del alzhéimer
  • Previenen riesgos de diabetes tipo 2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *