Cómo comer brócoli

El brócoli es, sin duda alguna, uno de los vegetales que mayores propiedades beneficiosas aporta a tu salud, al mismo tiempo que se trata de un producto económico y combinable con multitud de recetas. No obstante, es cierto que muchas veces, por un mito extendido en la sociedad, se tiende a pensar que no dispone de un sabor apetecible, pero nada más lejos de la realidad.

La verdadera pregunta es… ¿Sabes cómo comer brócoli? Si la respuesta es no, debes saber que estás en el lugar adecuado, puesto que, cuando termines de leer este artículo, convertirás al brócoli en un alimento imprescindible en tu día a día. Te vamos a brindar, trucos, consejos, recetas y recomendaciones para que te conviertas en un auténtico experto sabiendo cómo comer brócoli de distintas maneras y en diferentes escenarios. ¡Atento, apunta todo y no dejes de leer!

  1. Cómo comer brócoli
  2. Cómo comer brócoli crudo
  3. Cómo comer brócoli si no te gusta
  4. Cómo comer brócoli al vapor
  5. Cómo comer brócoli congelado
  6. Cómo comer brócoli sin gases
  7. Cómo comer brócoli hervido
  8. Cómo comer brócoli en ensaladas
Cómo comer brócoli | © Pixabay.com

1

Cómo comer brócoli

Antes de brindarte multitud de recetas para que degustes el brócoli como nunca antes, debes tener en mente una serie de indicaciones que se suelen pasar por alto. No solo has de incluir las propias flores del brócoli en tu dieta, sino que te recomendamos que des una oportunidad a sus hojas y tallos, pues no te arrepentirás.

Es decir, los tallos del brócoli te van a permitir obtener una cantidad importante de fibra, por lo que lo ideal es que retires su capa exterior, la cortes en trozos y los cocines antes que las flores. Rápidamente, notarás un sabor delicioso con un cierto toque dulzón que marcará la diferencia.

Respecto a las hojas de brócoli, es menester señalar que te van a aportar una cantidad notoria de nutrientes. Si quieres disfrutar de un sabor irresistible, te aconsejamos que te las comas de manera salteada, asada o directamente al vapor.

Respecto al brócoli propiamente dicho, aunque más tarde se ahondará en las alternativas existentes, las mejores opciones son preparar ensaladas, combinarlo con pescados, elaborar cuscús o simplemente cocinar un salteado, en el que añadas los alimentos que más se ajusten a tus preferencias y necesidades.

Si no sabes dónde encontrar este producto con una calidad excelente y sin realizar grandes dispendios económicos, nuestro consejo es que eches un vistazo al brócoli de ComeFruta, puesto que podrás disfrutar de una textura inigualable y una sensación al paladar irresistible.

2

Cómo comer brócoli crudo

Si optas por degustar el brócoli en estado crudo debes tener en cuenta que la elección que menos trabajo te va a llevar, a la par que te va a dar grandes resultados, es la de combinarlo en una ensalada con los vegetales o demás alimentos que consideres oportunos. Tip fundamental: tendrás que rallar el brócoli y añadirlo a tu mixtura.

Recuerda siempre que el secreto de una buena ensalada se encuentra en el proceso de aliñado, por lo que no te cortes y añade el aceite, el vinagre y la sal a tu gusto sin ningún tipo de miedo, pues cuando pruebes esta combinación de productos, te aseguramos que querrás repetir.

Si prefieres un pequeño aperitivo o buscas algo para picar entre horas que no perjudique tu dieta, la opción de elaborar palitos de brócoli, como si de crudités se tratara, te va a abrir nuevos mundos. Una vez los tengas listos, solo tendrás que untarlos en salsas, cremas o directamente en hummus, puesto que la mezcla será única.

Por último, si quieres algo rápido, sencillo y delicioso recuerda que un puré al uso o una crema de las verduras que más te apetezcan son un gran acompañamiento para que lo combines con trozos de brócoli que se encuentren en estado crudo, al mismo tiempo que podrás beneficiarte de todos sus nutrientes.

3

Cómo comer brócoli si no te gusta

Es cierto que el brócoli es un alimento muy saludable, pero la realidad es que a veces simplemente no nos apetece degustar este producto por el pensamiento general de que es muy soso, pero si sabes encontrar las recetas perfectas jamás volverás a pensar de la misma manera.

Por ello, nuestra primera recomendación es que pruebes a cocinar brócoli frito, con mantequilla o con ajos, entre otras muchas combinaciones, pues el toque de la fritura puede dar lugar a una presentación más atractiva y un sabor más agradable.

Asimismo, una opción muy interesante es la de elaborar ternera con un salteado de verduras, en el que incluyas el brócoli, ya que la mezcla suele aportar un toque diferencial a una comida que de por si es deliciosa, así que no esperes más y cuéntanos tu experiencia.

También, si quieres innovar con nuevas recetas, no puedes perderte la oportunidad de cocinar brócoli gratinado, al cual puedes añadir productos exquisitos como, por ejemplo, queso, jamón o huevos, en función de tus preferencias.

Cualquier comida requiere de un buen acompañamiento en forma de bebida, por lo que te recomendamos que te fijes en los vinos de Exquisitoo, ya que disponen de muy buena calidad, gran variedad y precios bastante económicos.

4

Cómo comer brócoli al vapor

En el supuesto de que decidas optar por brócoli al vapor, que es la opción más saludable y sencilla, debes saber que existe una receta con la que podrás lograr un resultado único. ¡Te la desvelamos a continuación!ç

Ingredientes

En primer lugar, debes reunir los siguientes ingredientes:

  • Brócoli
  • Aceite de oliva, o en su defecto mantequilla
  • Sal
  • Pimienta negra molida
  • Agua

Receta

Una vez hayas reunido estos productos, te tocará ponerte manos a la obra con el trabajo, para lo cual solo tendrás que seguir las siguientes instrucciones:

    1. Lo primero de todo es cortar el brócoli de manera homogénea, intentando darle la forma de floretes.
    2. Posteriormente, echa alrededor de dos dedos de agua a una olla que tenga gran tamaño.
    3. Añadir una pizca de sal es el siguiente paso. Después cierra la olla y pon el fuego fuerte.
    4. Cuando observes que el agua está hirviendo, echa los trozos de brócoli, tapa de nuevo la olla y deja que se cocine durante aproximadamente 5 minutos.
    5. Una vez transcurrido este tiempo, retira la olla y escurre el brócoli, para lo cual lo recomendable es usar un colador al uso.
    6. Por último, cuando tengas los trozos, colócalos en un bowl, echa pimienta, sal y aceite de oliva. Ahora solo te quedará disfrutar de tu elaboración.
5

Cómo comer brócoli congelado

Si apuestas por comprar el brócoli congelado, que te permitirá mantenerlo guardado durante más tiempo sin que se estropee, debes tener en cuenta que dispones de muchas posibilidades para elaborar platos deliciosos sin realizar grandes esfuerzos.

Para descongelarlo tienes varias opciones como, por ejemplo una olla, el microondas o directamente asarlo en el horno. Si optas por esta última alternativa, te recomendamos que le añadas queso parmesano, pues la combinación no podrá ser más deliciosa.

Asimismo, si prefieres otro tipo de comidas, una elección con la que siempre acertarás es la de elaborar croquetas de brócoli, porqué… ¿A quién no le gusta una buena croqueta? Prueba esta combinación y te aseguramos que se convertirá en una de tus recetas favoritas.

Por otro lado, si quieres un buen acompañamiento para un pollo o distintos tipos de carne, aparte de las demás verduras que añadas, debes saber que el brócoli resulta un compañero ideal para este tipo de platos.

La pasta es otra gran combinación para el brócoli. ¿Nuestra recomendación? Prueba a elaborar unos macarrones al estilo que más te guste, aunque si quieres probar algo nuevo, los ñoquis combinados con brócoli te aportarán un sabor auténtico.

6

Cómo comer brócoli sin gases

Aunque la mayor parte de la población piense que el brócoli es un alimento insípido, con el tiempo ha ido ganando adeptos, ya que las maneras de cocinarlo no pueden ser más diversas.

Aún así, debes saber que se trata de un producto que puede generar ciertas molestias en forma de gases, pudiendo llegar a ser algo perjudicial para tu salud en general. ¿Nuestra recomendación? Evita consumir este alimento en estado crudo.

La mejor alternativa que tienes para disfrutar del sabor del brócoli y de todos sus beneficios es saltearlo o hervirlo, ya que, aunque seas propenso a la aparición de gases, de esta manera lo podrás ingerir sin temor a que aparezca este incómodo enemigo.

Si te preocupa tu nutrición y buscas conocer qué es lo mejor para tu cuerpo, te aconsejamos que eches un vistazo a la consulta online de Dieta Coherente. De esta forma, no solo podrás conseguir una dieta saludable, si no que también lograrás los objetivos que te propongas a un precio único.

7

Cómo comer brócoli hervido

Si no sabes cómo hervir tu brócoli, debes tener en cuenta que resulta una tarea bastante sencilla. Para ello, solo tendrás que seguir los siguientes pasos:

  1. En primer lugar, deberás hacerte con una olla grande, con el objetivo de que puedas calentar en ella bastante cantidad de agua con un poco de sal. Tip adicional: lo ideal es que el fuego se encuentra en un estado fuerte.
  2. En el momento en el que observes que el agua se encuentra hirviendo, añade el brócoli que estimes oportuno y espera pacientemente a que hierva de nuevo.
  3. Cuando esto ocurra, te aconsejamos que bajes el fuego y esperes a que termine de hervir durante aproximadamente 3 o 4 minutos.
  4. Por último, solo tendrás que escurrirlo.

En el caso de que prefieras comerte el brócoli junto a otros ingredientes, a continuación te dejamos una pequeña lista con algunas de las recetas que puedes elaborar utilizando este vegetal en estado hervido, así que presta atención y no te pierdas ninguna:

  • Muffins de brócoli (saladas)
  • Tarta de brócoli, queso y jamón (salada)
  • Rollitos de calabaza rellenos de brócoli
  • Arroz gratinado con brócoli
  • Pollo gratinado con brócoli
8

Cómo comer brócoli en ensaladas

Como ya se ha comentado, el brócoli es un alimento muy saludable e imprescindible si quieres lograr una dieta equilibrada, por lo que combinarlo en ensaladas es una gran opción para aportarle a tu cuerpo nutrientes y propiedades muy beneficiosas.

¿Nuestro consejo? Añade a tu ensalada los productos que más a mano tengas por casa o prueba también con tus ingredientes favoritos. No obstante, te recomendamos que le añadas una simple lata de atún. ¡Ya verás que delicioso!

Si prefieres optar por algo un poco más arriesgado, una ensalada de brócoli con manzana y nueces te va a dar la posibilidad de disfrutar de nuevas texturas y una combinación de sabores bastante atractiva, debido a la mezcla entre entre dulce y salado.

Otra de las alternativas que también tienes a tu alcance para disfrutar del brócoli es preparar una ensalada cesar; sin duda uno de los platos más típicos de la dieta mediterránea y con el que ya te aseguramos que querrás repetir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *